13 cosas que serían diferentes hoy en “El diario de Bridget Jones”

13 cosas que serían diferentes hoy en "El diario de Bridget Jones"

En pleno 2021, muchas cosas de “El diario de Bridget Jones” serían totalmente diferentes, te contamos cuáles son, a ver si estás de acuerdo.

La película salió hace 20 años y todo ha cambiado mucho desde entonces... Hicimos una lista de las cosas que serían diferentes si “El diario de Bridget Jones” se estrenara hoy. 2001 fue un gran año para el cine: la primera película de Harry Potter llegó a los cines, vimos Shrek por primera vez y se estrenó “El diario de Bridget Jones”. Sí, oficialmente han pasado 20 años desde que se estrenó la icónica comedia romántica. ¿Ya te sientes vieja? También lee: Piden cancelar «El Diario de Bridget Jones» por fomentar gordofobia y sexismo Son 20 años desde que Bridget conoció a Mark Darcy, y tuvo que ver con Mark y su jefe Daniel Cleaver, antes de acabar con el tipo correcto al final (hasta la segunda película, claro). Conoce: Influencers de “body positivity” están señalando que Bridget Jones nunca tuvo sobrepeso En los años transcurridos desde entonces, la película se ha convertido en un clásico icónico, así como en una película navideña algo discutida, y a día de hoy nos sigue encantando. Sin embargo, hay algunas partes de la trama que parecen un poco extrañas en 2021. Así que, para conmemorar el 20º aniversario de Bridget, echamos un vistazo a los principales momentos de la película, y cómo podrían desarrollarse de forma totalmente diferente hoy en día. No te pierdas: We’re ready! Renée Zellweger insinúa que podría haber otra película de Bridget Jones

1. En primer lugar, Bridget ni siquiera tendría un diario.

Sería un blog, una cuenta de Instagram, un canal de YouTube o incluso un podcast. ¿Caroline Calloway sin el escándalo? Creemos que sí.

2. El romance con Daniel Cleaver no ocurriría.

Bueno, ciertamente no ocurriría de la misma manera. Por supuesto, los romances en el trabajo siguen existiendo. ¿Pero esos correos electrónicos sobre su falda en el trabajo? Acoso directo. Lo mismo ocurre con el ejecutivo de Sit Up Britain que le dice a Bridget “nunca despiden a nadie por acostarse con el jefe”. Horrible. Véase también: la foto del vagabundo de la estación de bomberos. Nada de esto sería aceptable, y con razón.

3. Bridget no se avergonzaría por tener 30 años y estar soltera.

La vergüenza de la soltería es tan de 2001. Además, ser soltera a los 30 y tener hijos a una edad más avanzada (si es que los tienes) es mucho más común ahora. De hecho, todas las compañeras de Bridget que se establecieron con una hipoteca y un bebé a los 30 serían las más raras. ¿Has visto los precios de las viviendas?

4. Lo mismo ocurre con la vergüenza corporal.

No está bien. Además, como han señalado las influencers del body positive, Bridget nunca tuvo sobrepeso, y el enfoque de la película en su necesidad de perder peso se ve ahora como increíblemente problemático. En cambio, en 2021 creemos que Bridget adoptaría la confianza en su cuerpo, o la neutralidad corporal, y definitivamente no se sentiría presionada a llevar esas bragas súper ajustadas.

5. Bridget no podría pagar un depa de un cuarto por su cuenta al lado de Borough Market (un mercado en Londres)

El salario medio de los editores es de unas 26,500 libras, lo que hace que el sueldo mensual de Bridget sea de unas 1,805 libras. Alquilar un cuarto en Borough le costaría al menos 1,300 libras al mes, más las facturas, así que echa cuentas. Y ni hablar del coste de su compra.

6. Habría sabido que la supuesta ex-prometida de Daniel era en realidad la de Mark, porque habría stalkeado a todos en las redes sociales.

Todos conocemos la situación: solo has tenido una cita pero ya estás completamente al tanto del viaje de su primo segundo a Ibiza 2018, gracias a Instagram. Las redes sociales significan que no habría secretos, así que Daniel no podría mentir sobre el engaño con la prometida de Mark y se evitaría toda la confusión.

7. No quiero ofender a Bridget, pero no creo que sea capaz de acceder a un trabajo como presentadora de televisión tan fácilmente.

Seamos realistas: el mercado laboral es duro.

8. Un conductor de Uber no esperaría todos esos cambios de ropa antes de que Bridget vaya a recuperar a Mark.

El algoritmo simplemente no lo permitiría.

9. Bridget sería una swiper serial de Tinder.

Ver también: Bumble, Hinge, OKCupid, etc. Para ser sinceras, probablemente habría despedido tanto a Mark como a Daniel hace mucho tiempo.

10. De hecho, la escena de la pelea entre Mark Darcy y Daniel Cleaver tampoco se produciría.

Aquí no hay masculinidad tóxica, por favor.

11. Los libros de autoayuda de Bridget serían sustituidos por cuentas de Instagram de #positivevibes.

Apostamos a que le encantaría una cita para sentirse bien, y su propia página estaría llena de ellas.

12. La cena del desastre sería reemplazada gracias a una app de entrega de comida

Aquí no hay sopa azul. En cuanto Bridget se diera cuenta de su grave error, iría directa a UberEats o Rappi.

13. Los chistes racistas y homófobos no serían aceptados.

La película contiene una serie de chistes racistas y homófobos que ahora son (y deberían haber sido siempre) enormemente inaceptables. Nos alegramos de que los tiempos hayan cambiado.

Este artículo fue publicado originalmente en Cosmopolitan UK.

Cosmo recomienda:

14 Cosas que no sabías acerca del Diario de Bridget Jones

¿Por qué Bridget Jones aparece más delgada en la nueva película?

Renée Zellweger recupera el rostro que tenía en Bridget Jones

Test: ¿Descubre qué reina clásica de las comedias románticas eres?

También te puede gustar:
Sydney Sweeney fue marginada durante mucho tiempo por tener pechos grandes, hoy se disculpa al respecto
Bastó un fin de semana para que Taylor Swift batiera algunos récords con su nuevo disco
Victoria Beckham, la antaño estrella de la música pop y ahora diseñadora de moda, cumplió 50 años el pasado 17 de abril y se reunió con las Spice Girls
Timothée Chalamet se encuentra ya metido de lleno en el rodaje de A Complete Unknown, el biopic que relatará la vida de Bob Dylan