Una mujer queda paralizada después de “tronarse el cuello”

tronarse-el-cuello-paralizada1.jpg

Una mujer paramédico de 23 años explica que al “tronarse el cuello” quedó paralizada y tuvo un derrame cerebral. Debemos de explicar que esto pasa una vez en un millón. “Tronarte el cuello” parece bastante inofensivo, pero para una mujer del Reino Unido, causó un golpe que la dejó parcialmente paralizada. Natalie Kunicki, quien trabaja como paramédica para el Servicio de Ambulancias de Londres, estaba viendo películas en la cama con una amiga después de una noche de fiesta el 4 de marzo, cuando estiró el cuello y escuchó un fuerte chasquido, según reporta el Daily Mail. Relacionado: “Emilia Clarke sufrió un aneurisma” Al principio, la joven de 23 años no pensó mucho en el crack que sintió, pero cuando se levantó para usar el baño 15 minutos más tarde, se desplomó y no pudo mover la pierna. “Mi amiga tuvo que venir a recogerme”, dijo. “Pensó que estaba borracha, pero sabía que otra cosa estaba mal”, dijo. (Al principio, Kunicki pensó que había sido drogada). Kunicki no hizo la llamada al 999 (versión Británica del 911) durante 10 minutos porque no quería que sus compañeros de trabajo se presentaran y la encontraran “borracha”. “Pensé que era demasiado improbable que fuera un derrame cerebral cuando los síntomas estaban ahí", dijo. Kunicki quien trató de quedarse dormida, pero finalmente decidió pedir ayuda. La llevaron al hospital en una ambulancia y se dio cuenta de que algo estaba muy mal en el camino: su coordinación estaba apagada, su ritmo cardíaco y su presión arterial estaban “muy altos”. “tronarse el cuello” hizo que se formara un coágulo de sangre en su cerebro, que luego provocó un derrame cerebral, según el Daily Mail. “Más tarde, los médicos me dijeron que solo el tronarme el cuello había hecho que mi arteria vertebral se rompiera”, dijo. “Fue espontáneo y hay una posibilidad en un millón de que suceda”. Relacionado: "¿Qué es un aneurisma cerebral?” Kunicki se sometió inmediatamente a una cirugía, que duró tres horas, y mientras los médicos pudieron reparar su arteria, no pudieron eliminar el coágulo en su cerebro (aunque dicen que se disolverá a tiempo). El golpe dejó al lado izquierdo de Kunicki casi completamente paralizado. “Al principio, no pude mover el pulgar y el índice”, dijo. “Podría mover mi muñeca hacia arriba y hacia abajo. No podía levantar mi brazo. Podía doblar la pierna izquierda pero no podía mover los dedos de los pies”. Kunicki está recuperando lentamente su movilidad y puede caminar, pero no durante más de cinco minutos. Sus médicos no están seguros si alguna vez se recuperará por completo. “Soy muy torpe. No puedo abotonarme, me resulta demasiado difícil. Puedo sentir calor y frío ahora, pero todavía me siento un poco adormecida”, explicó. “La gente necesita saber que incluso si eres joven, algo tan simple puede causar un derrame cerebral. Ni siquiera estaba tratando de “tronarme el cuello”. Me acabo de mudar y sólo sucedió”.

También te puede gustar:
Existe el egoísmo bueno y está relacionado con la magia de ponerte en primer lugar
Dormir son ropa interior podría ser la solución para combatir el insomnio y mejorar tus hábitos de sueño
Incluye una de estas infusiones en tu desayuno y prevén el envejecimiento prematuro…
La menstruación sigue siendo un tema lleno de tabús, aunque ya hay otras maneras de vivirla plenamente