Proteína: ¿antes o después del entrenamiento?

WH-Sigma-Yoplait-Stage-1.jpg

Existe en el mercado una gran cantidad de productos para darle a nuestro cuerpo aditivos nutricionales. Uno de ellos, el más conocido en la actualidad, es la proteína, pero ¿vale la pena consumirla? Las proteínas, así como las grasas y los carbohidratos, son indispensables para el buen funcionamiento de nuestro cuerpo. Una dieta correcta, completa y balanceada ayuda a que el ejercicio tenga un mayor efecto en nuestra apariencia y nuestra salud. Cuando se realiza una actividad física, se pierden algunos valores nutricionales, como vitaminas y minerales. Por eso, se recomienda tomar un pequeño alimento antes del ejercicio y la proteína es uno de los alimentos más importantes que se deben considerar en estos casos. Sarah Lindsay, atleta olímpica, entrenadora y nutrióloga, comenta que tomar proteína estimula lo suficiente para mejorar y rendir durante el entrenamiento. Este tipo de refrigerio con suplementos debe ser consumido de 30 a 45 minutos antes de la actividad. Asimismo, de acuerdo al Journal of Sports Sciences, se recomienda que la ingesta de proteína sea de 1.3 a 1.8 gramos por kilogramo del peso de la persona que se ejercita; es decir, si pesas 60 kg en promedio debes consumir 132 g.

Pero... ¿cómo escoger un producto con proteína?

  1. Opta por la simplicidad. Que tenga ingredientes con nombres complejos no es garantía de calidad ni de efectividad.
  2. Revisa que los ingredientes sean los justos.
  3. Infórmate sobre los niveles que contiene de proteína. Una vez que sabes la cantidad adecuada que debes consumir en promedio, es importante saber cuánto contiene el producto.
  4. Busca la opinión de un experto. Acude con tu nutriólogo, consúltalo sobre los alimentos que son mejores para ti y siempre mantente informada.

La proteína es clave para una dieta balanceada, eso ha quedado claro. Te estarás preguntando cuál es el siguiente paso después de hacer tu rutina. La respuesta la tiene la fundadora de FoodTrainers y autora del libro The Little Book of Thin, Lauren Slayton. Ella menciona que no hay nada mejor que un smoothie para después del entrenamiento. De esta forma obtienes líquidos, proteína y un poco de fruta, todo en uno. Lo debes tomar entre 15 y 45 minutos después de haber terminado, que es cuando el cuerpo es capaz de aprovechar esos nutrientes con mayor eficacia. Ahora que ya sabes que el mejor bocadillo antes y después de hacer deporte es la proteína, una opción excelente es la línea de Yoplait Max Protein. El batido de vainilla contiene 16 gr de proteína, perfecto para prepararte para el ejercicio. Si prefieres algo más ligero, ideal para el post-workout, el bebible de fresa contiene 25 gr de proteína. Además de estar listos para consumirse y llevar a cualquier lugar, no tienen azúcar añadida, son bajos en grasa, deslactosados y no utilizan endulzantes artificiales. Prueba sus diferentes sabores y encuentra tu preferido.

También te puede gustar:
Además de la comodidad, no llevar brasier tiene múltiples beneficios a la salud femenina
¿Por qué ver (inserta el nombre de tu serie o película favorita) una y otra vez podría catalogarme como una persona ansiosa? Esto es lo que explican los expertos...
La ciencia revela los motivos por los que nos encantan los besos
Las cifras son alarmantes: según el INEGI, en el país 9 millones de personas carecen de acceso al agua. Si quieres hacer más o empezar a ahorrar agua y no sabes por dónde empezar, a continuación te damos algunas alternativas sustentables. ¡Pasa la voz!