Sé una máster en el arte del beso con estos 5 trucos

Sé una máster en el arte del beso con estos 5 trucos

Porque un buen beso puede poner su mundo de cabeza, no esperes más y derrite a tu galán con sólo acariciar sus labios

Robados, ma?gicos, tiernos, salvajes, amorosos… ¿Cua?ntos adjetivos existen para definir a los besos? Los apasionados pueden ser como los tigres cuando cazan; comienzan a la distancia con algo que no parece un beso: una mirada que se agazapa, que descubre a su presa como un punto luminoso en la oscuridad de la selva y es capaz de mantener sus intenciones ocultas, aunque tal vez para el otro ya se presuman obvias.

Y es que los ojos no mienten: se deslizan por todo el cuerpo, son capaces de imaginar el deseo que apenas se enciende, pero guarda la intencio?n de convertirse en un incendio. Entonces el tigre salta, los labios se encuentran, chocan, se unen…

Los besos tienen significados complejos, por eso nos ponen head over heels cuando los damos o recibimos. Aunque los practiquemos con frecuencia, siempre podemos mejorar la te?cnica y, con ello, catapultarnos con nuestro chico hacia temperaturas muy pero muy elevadas. En Cosmo sabemos que eres excelente en el arte de besar, pero nos propusimos convertirte en una ma?ster, so?lo es cuestio?n de realizar los siguientes ejercicios en tu tiempo libre para despue?s ponerlos en pra?ctica…

A PONERSE EN FORMA

Besar involucra muchos mu?sculos, para cumplir con nuestra misio?n una habra? que fortalecerlos.

1. Yoga para besar

1. Coloca tu lengua detra?s de tus dientes incisivos (de conejo) y presiona en su unio?n con el paladar, hacia arriba. Empuja con la punta de tu lengua lo ma?s que puedas por un ratito. Suelta y repite. Le dara? mucha fuerza a este mu?sculo.

2. Abre ligeramente los labios y haz movimientos de lado a lado con la lengua. De comisura a comisura. Ve de ra?pido a lento, checa que? tanto puedes controlar al ir disminuyendo la velocidad. Despue?s gira a lo ancho de toda tu boca, abrie?ndola bien, en ambas direcciones. Cierra un poco y repite.

2. Duck Face

1. Hunde tus mejillas hasta que un poco de su interior quede entre tus muelas y junta los labios para hacer ?boca de pescado?. Ahora sin despegar trata de sonrei?r. Sentira?s dos tensiones en sentidos contrarios. Adema?s de afinar tu cara y mejorar la firmeza, tu boca sera? ma?s experta en movimientos besadores.

2. Despue?s de algunas repeticiones. Abre toda la boca haciendo un o?valo con los labios, con las mejillas hundidas. Si?, te vera?s supergraciosa, pero no lo tienes que hacer frente a nadie ni en la oficina mientras trabajas salvo que quieras que todos crean que enloqueciste y tratas de parecer mun?eca inflable.

3. Bombones de ensayo

1. Toma un malvavisco mediano y ponlo frente a tu boca. Con la parte interna de tus labios trata de desprender un pedacito ?cerrando poco a poco? como si succionaras, pero sin jalar aire.

2. Ahora sosteniendo el bombón so?lo con esa parte interna de tus labios saca la punta de la lengua y haz minimovimientos circulares de lengua y sobre el malvavisco.

3. Para darle más fuerza y habilidad a tus labios, presiona el bombo?n varias veces. Apla?stalo lo ma?s que puedas como si quisieras partirlo cubriendo tus dientes con los labios.

LABIOS A LA OBRA

Una vez que los mu?sculos besadores esta?n ejercitados, llega el momento ma?s divertido, practicar, practicar, practicar, ¡lo hara?s arder!

4. French kisser al ataque

1. Acerca tu boca poco a poco a la de e?l y desliza lentamente la parte interna de tu labio inferior.

2. Comienza a jugar con tus labios como lo hiciste sobre el bombo?n y ve aumentando la velocidad. Tambie?n combina distintas aperturas.

3. Une tu lengua con la suya, dando giros lentos y masajeando.

4. Extiende los besos todo lo que gustes, no pienses ni mecanices. Se trata de sentir.

5. De?jense llevar y aumenten la intensidad, toooodo lo que deseen. Estrategia absoluta de foreplay.

SUTILES, PERO PROFUNDOS

1. Toca sus labios con los tuyos, mantenlos unidos por unos momentos.

2. Sepa?ralos con tanta lentitud que pareciera que estuvieran unidos con pegamento extrafuerte.

5. Sal de su boca

Comenzar en los labios es una idea maravillosa. Pero la cosa se pone extrahot, cuando esa boca comienza a viajar hacia el cuello o las orejas. Y, claro, mucho ma?s alla?:

1. Caminito en el abdomen: comienza en su clavi?cula y ve bajando hacia el pubis. Dejando pequen?os besos ventosos, como si recogieras o sorbieras gotas de agua por toda la li?nea divisoria de su torso y succionando ligeramente con la parte interna de los 2labios.

2. Desliza tu lengua por sus ingles partiendo de los huesos hacia los muslos. Besos suaves y ligeri?simos mordiscos tambie?n ayudan a ponerlo a todo.

3. Besa la yema de los dedos de sus manos y succiona un poco. Puedes permitir que alguno de sus pulgares entre por completo a tu boca y succionar girando tu lengua. Ya sabes que lo aman porque los transfiere a la idea del sexo oral.

También te puede gustar:
Sí, los hombres también tienen grandes miedos cuando se trata de mantener relaciones íntimas
¿No has encontrado al verdadero amor de tu vida? Quizá se deba a que aún no llegas a la edad promedio en la que te topas con tu alma gemela.
¿Cuáles son las principales diferencias entre el enamoramiento y la atracción física? Aquí te lo revelamos...
Ser guapa no se basa únicamente en rasgos físicos, te decimos algunas reglas relacionadas con la atracción