Cómo saber si has tenido un orgasmo

Cómo saber si has tenido un orgasmo

Contestamos a todas las preguntas que tienes sobre los mismos y te enseñamos, si nunca has tenido uno, a ver las estrellas. No literalmente, claro.

Encontrar respuesta a la pregunta ‘¿cómo saber si he tenido un orgasmo?’ se convirtió en una obsesión cuando, tras ver un episodio de The Bold Type —la serie de Amazon Prime Video basada en la redacción de la revista Cosmopolitan—, una de las protagonistas confesaba que jamás había experimentado uno. O, al menos, de la forma en la que lo describen. La imposibilidad de esta situación fue el primer pensamiento que cruzó mi mente. Luego caí en la cantidad de mitos con los que debe lidiar la sexualidad femenina, causados por la gran represión que sigue habiendo actualmente sobre la masturbación de mujeres, y me lo creí por completo. ¿Te suena? Así que, si tú también tienes la duda si has experimentado este clímax o no, estás en el sitio adecuado. La psicóloga y sexóloga Ana Lombardía disipa cualquier tipo de duda respecto al tema y conocer, también, un par de consejos para llegar a conseguirlo, si es lo que quieres. El sexo es sinónimo de vida, seguridad en uno mismo y felicidad. Ya estamos escuchando los gemidos desde aquí. via GIPHY Antes que nada debes eliminar de tu mente es que un orgasmo femenino es como cuentan en las series o las películas, mucho menos las porno. Cada cuerpo es diferente y, lo que una puede sentir como un estallido, para otra será un ligero soplo. Seguro te interesa: ¿Por qué algunos orgasmos son más intensos que otros? Poniéndonos literales, “el orgasmo es un pico de placer más alto que el resto dentro de la excitación sexual. Es una sensación muy subjetiva y suele terminar con una percepción de satisfacción muy agradable. Además, es importante no intentar experimentar lo que cuentan otras personas. No son fuegos artificiales, ni se oye música, ni tiene por qué ser la mejor emoción del mundo. Es más, hay personas que sí sienten orgasmos, pero los tienen tan idealizados que no los identifican como tal”, explica la experta. Entonces, como es tan complicado describir con exactitud cómo es o qué se siente, si nunca has tenido un orgasmo, no pasa nada, tiene solución. También es importante seguir unas pautas para cerciorarte, sobre todo, de que no se trata de un problema fisiológico. En este aspecto, Ana Lombardía resalta la posibilidad de tener el suelo pélvico en baja tonicidad, lo cual puede hacer que las contracciones orgásmicas sean tan leves que ni las sientas. No te vayas sin leer: ¿Qué es el «queefing» y cómo evitar hacerlo durante el sexo?

La causa por la que probablemente no tengas orgasmos

“Una vez descartada la causa física, la mayor parte de los casos en los que no se sienten los orgasmos están relacionados con factores emocionales y psicológicos”, afirma Lombardía. Según recomienda esta misma, lo más conveniente es acudir a un psicólogo sexólogo. Frecuentemente, el conflicto reside en que somos incapaces de deshinibirnos, a causa de una falta de confianza en nosotras mismas o en nuestra pareja (si es el caso), junto con un desconocimiento total de cómo masturbarnos.

Cómo conseguir un orgasmo

¡Pero no olvides que tiene remedio! “Cuanto más los busquemos, menos aparecerán. Así que recuerda que solo hacen falta dos cosas: mucha excitación y desinhibición. Si intentamos llegar, en vez de pasárnoslo bien, centrarnos en el placer y descontrolarnos, nuestra concentración se irá a la preocupación’’, confirma la sexóloga. via GIPHY Eso sí, no relaciones llegar al clímax con tener pareja. ¡Son aspectos completamente diferentes! Es mucho más sustancial alcanzarlo por ti misma primero, al igual que conocer tu cuerpo, ganar confianza y conseguir decirle a tu compañero/a sexual lo que te gusta y lo que no, con el fin de disfrutar al mismo nivel que él o ella. Faltaría más.

Los orgasmos son beneficiosos para la salud

Desde la salud de tus genitales, ya que los mantienen oxigenados y activos, hasta relajando tu sistema nervioso. Vamos, el remedio antiestrés perfecto. Ana Lombardía enumera así sus múltiples beneficios “Son muy placenteros y, por tanto, aportan mucho bienestar. Mejoran el ánimo, afectan de manera muy positiva a nuestra autoestima... Incluso, si tienes pareja, fomentan el vínculo con la misma y os conecta más”. Este artículo fue publicado previamente en Cosmopolitan.com

También te puede gustar:
Mientras que muchas personas aprovechan la energía de la luna llena de abril para realizar rituales y meditaciones, otras más evitan tener relaciones íntimas. ¿A qué se debe esto?
Si quieres vivir una nueva aventura sexual que reúne lo mejor de dos mundos, la XXXperience te está esperando
Para tener encuentros sexuales de forma casual, se puede prescindir de la compatibilidad, pero ¿qué pasa cuando hablamos de poder sostener una relación de pareja?
¿Cómo saber si eres uno de los individuos que sufre de esta incapacidad persistente para experimentar el orgasmo?