Categorías: Cosmopolitan

8 Maneras en las que el estrés afecta a tu cuerpo

Ninguna preocupación vale la pena para poner en peligro tu salud

1. Te agota

El estrés gasta tu energía tanto física como emocional. Esto sin contar el hecho de que estresarte causa falta de sueño en la noche y fatiga durante el día.

Es un círculo vicioso, del cual puedes salir si dedicas más tiempo al ejercicio. Con esto producirás endorfinas, eliminando la ansiedad, podrás dormir bien y así contarás con energía para tus horas llenas de actividad.

2. Altera tu sex-drive

No es ningún secreto que las mujeres no podemos disfrutar del sexo si tenemos una preocupación dando vueltas en la cabeza.

Tu pareja podrá ser comprensivo unas cuantas veces, pero después de un tiempo se frustrará por tu falta de apetito sexual. No dejes que el estrés afecte tu vida en pareja y tu sexualidad.

3. Causa acné

Cuando estás vuelta loca de ansiedad, tus hormonas pueden tener un desbalance muy fuerte, causando que te salgan unos horibles y temidos granitos.

No quieres regresar a tu época de medicamentos anti-acné y cremas exfoliantes diarias como en la pubertad, así lleva tu vida con calma.

4. No puedes recordar nada

Un tipo de estrés traumático, (a veces exagerado) puede causar que el hipocampo (principal estructura del cerebro humano), se encoja, afectando severamente a tu memoria.

¡No permitas que los nervios te afecten a ese grado! Tú tienes el control de tus pensamientos y por consecuencia de tu emociones.

Ver: 13 Pasos para vivir una vida feliz

5. Arruina tu mani

Por inercia, cuando tenemos ansiedad empezamos a morder o a arrancar ese esmalte que tanto nos gusta. Para calmar tus nervios piensa que un momento de descontrol puede arruinar esas dos horas en el salón que tanto disfrutaste regalarte.

6. Subes de peso

El manejo de estrés es esencial para poder seguir tu régimen alimenticio ideal. De hecho, está comprobado que la mayoría de la gente que come en exceso es por un descontrol de sus emociones, ya que ceden a su ansiedad reflejada en antojo o hambre en vez de racionalizar lo que sienten.

7. Puedes perder pelo

Esta es sin duda una de las consecuencias más graves del estrés, al menos para nosotras. Un pelo sano, sedoso y abundante es esencial para tu imagen.

En serio eso no está cool. La buena noticia es que este problema puede ser reversible con una buena alimentación y vitamina E.

8. Dolor de espalda

El estrés obviamente provoca que tus músculos se contraigan, especialmente los de la espalda y los hombros. Ir con un masajista o pedirle a tu galán que te dé un masaje con aceite puede ayudar, pero sobre todas las cosas lo que necesitas es: ¡NO ESTRESARTE!

Compartir